Aviso de cookies

Estoy de acuerdo Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí: Política de Cookies

No a la megamaniobra militar de EEUU en Europa: ¡no vienen a defendernos! ¡no a la guerra!

27 de Enero de 2020

El ejército norteamericano, US Army, inició el jueves, 23 de enero de 2020 (en Fort Hood, Bell, y Fort Bliss, El Paso, ambas en Texas; y en Fort Stewart, Georgia), los preparativos para las maniobras y ejercicios militares Defender Europe 20, que suponen el mayor despliegue en Europa de los últimos veinticinco años de tropas norteamericanas con base en Estados Unidos. Los ejercicios tienen el objetivo de mejorar la preparación estratégica del ejército estadounidense y de aumentar su capacidad militar con objeto de trasladar a Europa un gran contingente de soldados “para responder ante una crisis”. En las maniobras y pruebas participarán casi 40.000 militares, la mitad de ellos enviados directamente desde Estados Unidos, que se añadirán a los estacionados de forma permanente en Europa y a contingentes de otros países de la OTAN. El enorme operativo quintuplica el realizado en otras ocasiones; las fuerzas estadounidenses llegarán por barco y avión a puertos y aeropuertos de Francia, Alemania, Bélgica y Holanda, y los convoyes militares recorrerán, como ejercicios, cuatro mil kilómetros para desarrollar después las maniobras a lo largo de cuatro meses, entre febrero y mayo de 2020. La mayor parte del apoyo logístico correrá a cargo de Alemania, aunque también colaborarán otros países de la OTAN.

El Pentágono ha movilizado a fuerzas desde cuatro estados norteamericanos, que se desplegarán en siete países europeos: Bélgica, Holanda, Alemania, Polonia, Estonia, Letonia y Lituania. Además de los militares, el operativo moviliza a miles de personas en esos países, y aunque la declaración oficial del US Army no hace referencia a ello, el ejército alemán, Bundewehr, ha señalado que son ejercicios pensados para, eventualmente, “trasladar una división norteamericana a Europa del Este”. El operativo incluye el transporte nocturno de grandes columnas por las autopistas alemanas, de tanques desde la región del Ruhr, y el envío hacia el Este de trenes de carga con armamento pesado. Las unidades, atravesando diez países europeos, se dirigirán hacia áreas limítrofes con las fronteras de Rusia. Millones de personas verán desfilar a los militares. El operativo es muy ambicioso: el Estado Mayor norteamericano ha preparado, además, otros ejercicios vinculados a Defender Europe 20, que se desarrollarán paralelamente: Allied Spirit XI, Dynamic Front 20, Joint Warfighting Assessment 20, Saber Strike 20 (pensado para intervenir en “crisis regionales”), Swift Response 20 y Trojan Footprint (de “comandos de operaciones especiales”). Con todo ello, se pretende fortalecer a la OTAN, mejorar la preparación estratégica del ejército norteamericano y “apoyar su estrategia de defensa nacional”. A ninguna cancillería se le escapa que todo ello supone una demostración de fuerza dirigida a Rusia y, también, a China: el Pentágono reconoce que con esos ejercicios Estados Unidos quiere “proyectar poder a nivel mundial”.

El Partido Comunista de España denuncia el incremente de la tensión y de la agresividad norteamericana que suponen esos ejercicios Defender Europe 20, que se añaden, en lo que hace referencia a nuestro país, a los planes militares del Pentágono para desplegar en la base naval de Rota dos nuevos destructores y seiscientos militares estadounidenses más, aumentando los varios miles de que dispone en esa base. El PCE quiere también poner de manifiesto la irresponsable actividad del gobierno de los Estados Unidos en el continente europeo, y del peligro que suponen el imperialismo y el fomento del armamentismo y las guerras.

Al injustificado establecimiento por parte de Estados Unidos de los escudos antimisiles en Europa y Asia, a su abandono unilateral del Tratado INF de misiles de corto y medio alcance, y al reforzamiento de su dispositivo en el Mar Báltico, en Europa del Este y en el Mar Negro, se unen ahora esos gigantescos ejercicios, los mayores en los últimos veinticinco años en Europa, que sólo pueden añadir tensión enel continente, empeorar las relaciones con Rusia (tras nuevas sanciones norteamericanas a empresas que colaboran con los gasoductos del Nord Stream 2 y el Turk Stream), estimular una nueva carrera de armamentos con ecos de la guerra fría, y dificultar la distensión en el mundo.

El Partido Comunista de España pide al gobierno español que impulse en todos los organismos internacionales una activa política que favorezca la paz y la distensión, y advierte a los trabajadores españoles que es imprescindible reforzar e impulsar la movilización por la paz, porque el futuro del mundo no se prepara con agresivas e injustificadas maniobras militares como Defender Europe 20 sino con el desarme, la defensa de la paz, la colaboración entre países y la amistad entre los pueblos.

Categorías: Área Internacional Imperialismo EEUU Unión Europea

Comparte: