Secretaría General
Secretaría General >
 

Mitin Fiesta PCE 2017


Intervención del Secretario General José Luis Centella



Secretario General del PCE / 30 sep 17

¡Buenas tardes! Reitero los saludos que han dado mis camaradas Xavi, Álvaro y Cristina. Bienvenidas y bienvenidos a esta fiesta que, por fin, vuelve a Madrid. Al Madrid de la resistencia al fascismo, pero también al Madrid que está intentando poner en pie un modelo diferente de ciudad. Un Madrid que después de más de dos décadas de gobierno de la derecha más rancia y antisocial hoy tiene el reto de demostrar que es posible devolver a esta ciudad el carácter abierto, social y solidario que antaño tuvo, reto al que nuestros concejales están dando una magnífica respuesta plantando siempre, cara al enemigo, (bueno y a veces a algunos amigos y amigas), con claridad y sin acomplejarse ante las campañas y ataques de la ultraderecha. Estamos orgullos de vuestro trabajo.

Permitirme también, que además de mostrar la alegría porque esta fiesta vuelva a la ciudad de Madrid, muestre también el agradecimiento, a nuestra militancia de San Fernando de Henares, que hizo posible que en momentos difíciles la fiesta fuera una realidad y, cómo no, permitidme que en nombre de todos y todas rinda homenaje a Ángel Moreno, que desde la concejalía primero y la alcaldía después, puso todo su empeño en ayudar a que se resolvieran todas las dificultades y problemas, con su humanidad y su firmeza, merece toda nuestra admiración, le tocó vivir momentos ingratos y duros, pero siempre los afrontó consciente de su responsabilidad militante. Gracias Ángel.

Como es tradicional, empiezo este discurso, que presento en nombre de la dirección del Partido Comunista de España, saludando a quienes desde diversas partes del mundo estáis participando de forma solidaria en esta fiesta. Un fraternal saludo nada protocolario, un saludo que quiere poner en valor toda la fuerza que en este momento se necesita para hacer frente al imperialismo quien con su cara más sanguinaria y criminal, trata de apoderarse de las riquezas y recursos naturales del planeta para ponerlos al servicio de una minoría.

Es largo el listado de partidos, embajadas y movimientos internacionales que nos acompañáis, llevaros todos el caluroso saludo de nuestro partido, de nuestra militancia, y permitidme que me refiera a algunas cuestiones que consideramos fundamentales en este momento porque cada vez es más evidente que al imperialismo no le importa llevar el dolor, el sufrimiento, el hambre, la miseria, la muerte a todos los rincones del planeta.

Por eso la militancia del Partido Comunista de España siente como suya la lucha del pueblo Saharaui que sigue reclamando su derecho a celebrar el referéndum de autodeterminación tal y como fue aprobado por Naciones Unidas. Pero la paciencia tiene un límite, el de la propia existencia. De forma especial quiero poner en valor el trabajo y la lucha de las mujeres saharauis que en todos los frentes demuestran su determinación. Como españolas y españoles tenemos que mostrar nuestra vergüenza e indignación porque nuestro Estado no cumpla con sus obligaciones como potencia colonizadora, solo os pedimos que trasladéis a vuestra gente, en los campos y en el interior, no solo la solidaridad, sino la determinación de nuestro partido, de gran parte de la izquierda española de seguir siendo parte activa de vuestra lucha, y de que el grito de Sahara Libre, Polisario Vencerá llegue fuerte y nítido a todos los rincones de la RASD.

También, de forma especial, quiero transmitir la fuerza y la solidaridad de nuestro partido con el pueblo palestino, tradicional amigo, hermano de nuestro pueblo.

Denunciamos el cinismo de quienes se emocionan cuando ocurre una desgracia en cualquier lugar de Europa y al mismo tiempo dejan que Israel, persiga, ataque, encarcele, y asesine a niños palestinos, hablan de paz y permiten que en un rincón del mediterráneo se esté en estado de guerra permanente, una guerra desigual en la que lucha un pueblo desnudo contra una potencia armada, subvencionada por toda la Unión Europea y los Estados Unidos, un pueblo como el palestino que también ha recibido el respaldo de las Naciones Unidas en sus demandas de conseguir el derecho a una tierra de la que fueron expulsados hace ya demasiado tiempo.

Pero es evidente que para la Unión Europea, para los EE.UU. para la OTAN, las Naciones Unidas sólo sirven cuando les permite desarrollar agresiones militares de carácter imperialista. Una Palestina Libre, democrática, Laica, dueña de sus riquezas, sería un elemento de paz y prosperidad para toda la zona, pero a las potencias occidentales no les interesa la paz y mucho menos el progreso de la zona, sólo les interesa el dominio de un territorio importante por su riqueza y por su valor estratégico, por eso la solidaridad activa con el pueblo palestino es también un contribución a la causa de la paz y la construcción de un mundo más justo.

En este marco no podemos dejar de seguir reclamando que la OTAN retire sus garras de Siria, que deje al Pueblo Sirio decidir su futuro en Paz, y no siga alentando la guerra, que dejen de vender de forma mas o menos secreta armas a Arabia Saudí, armas que alimentan el terrorismo.

Esta guerra, como tantas otras, es una prueba más del cinismo y de la doble vara de medir de los gobiernos de la Union Europea, y los Estados Unidos. Son ya seis años de guerra, de terror, de muerte, que han provocado el mayor número desplazados desde la segunda guerra mundial. El objetivo inicial era claro, convertir a Siria en un nuevo estado fallido, como Libia, Irak o Afganistan para mayor tranquilidad de los intereses occidentales en la zona, y cuando no lo han conseguido han preferido la destrucción de un pueblo, antes que dar marcha atrás.

Por eso, hoy el NO A LA GUERRA y la solidaridad con el Pueblo de Siria deben estar más presente que nunca en cualquiera de nuestras manifestaciones. No hay salida de la actual situación que no pase por el reconocimiento del actual Gobierno de Siria.

Que nadie se olvide, seguimos reclamando la salida de España de la OTAN y el cierre de las bases de los EE.UU. tienen en España, porque no nos resistimos a ser una colonia, un instrumento del imperialismo.

Y cómo no, referirnos a la situación que se vive en América Latina, la América Latina de Bolívar, de Martí, del Che, de Chávez, de Fidel, Somos conscientes de que estamos en un importante momento de la lucha de clases a nivel mundial, el año en el que Trump alcanzó la presidencia de los Estados Unidos con todo lo que significa de intención de una parte del imperialismo, de aumentar su hegemonía con un modelo de sociedad que vuelva a los valores de la guerra fría, con un avance en las tensiones internacionales que nos lleva a un mundo más empobrecido, más injusto, más autoritario, todo ello con la cínica excusa de la llamada guerra contra el terrorismo.

En este marco, las luchas que se dan en Venezuela no nos pueden ser ajenas, no las podemos ver desde la distancia, forman parte de nuestra misma lucha, una vez mas hay que denunciar que a la Union Europea, a los Estados Unidos, no les importa lo mas mínimo la democracia, los derechos humanos, el progreso de los pueblos, lo único que les importa es apoderarse de las riquezas y los recursos naturales del planeta y los recursos naturales, conseguir el petróleo venezolano, el gas boliviano, y para eso necesitan gobiernos sumisos y dirigentes corruptos a los que comprar fácilmente como Carlos Andrés Pérez, el amigo de Felipe González, que saqueó y reprimió al pueblo venezolano, o gobiernos golpistas, como el que apoyaron Aznar y Rajoy, eso si con poco éxito porque el golpe duro pocas horas siendo derrotados por la movilización popular.

Hay que ser cínicos para después de apoyar a gobiernos corruptos y a golpistas ahora clamen por la democracia en Venezuela, por eso denunciamos que lo que los EE.UU. quieren no es otra cosa que recuperar a América Latina como su patio trasero.

El Partido Comunista de España condenó la agresión terrorista sufrida en un Cuartel del Ejército venezolano por elementos pagados por potencias extranjeras, que la prensa de forma interesada escenificó como una pretendida división en el seno de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana de Venezuela, con la intención de desestabilizar al Gobierno de Venezuela y al proceso constituyente en curso, porque era la prueba evidente de la impotencia de EE.UU. para derribar políticamente al Presidente Maduro.

La forma rápida y dentro del estado de derecho en la que ha sido resuelto el incidente y el nulo apoyo social pone en evidencia a quienes tratan de presentar al actual Gobierno de Venezuela como aislado del pueblo y roto en su interior.

No son momentos para la ambigüedad y la equidistancia y por eso repetimos que nos situamos decididamente del lado de la legalidad constitucional y del pueblo venezolano, representado por su Presidente, Nicolás Maduro, su Gobierno, sus Fuerzas Armadas, y la Asamblea Constituyente de la que esperamos salga una nueva Venezuela, recientemente elegida con altísimo respaldo popular a pesar del boicot violento de las fuerzas de la derecha extrema,

Denunciamos la campaña mediática de manipulación de la realidad, de falta de ética profesional que se está produciendo contra el Gobierno de Venezuela, y respaldamos, desde el compromiso militante y de forma plena, la firmeza del Gobierno del Presidente Maduro, en proteger las conquistas populares, los derechos humanos y el cumplimiento de la Ley.

Es el momento de recordar que no estamos ante un hecho aislado, sino que esta acción terrorista y su manipulación por los medios se suma al resto de golpes mas o menos blandos que se han producido en América Latina, que están tratando de dar marcha atrás en las conquista sociales y democráticas que se han conseguido en esta zona del mundo en los últimos tiempos.

La vuelta al pasado, que pretenden los nuevos gobiernos neo-liberales de la región, ya está produciendo efectos negativos en Brasil y Argentina, con políticas de ajustes estructurales, salarios bajos, recortes a los gastos sociales, desocupación y recesión económica. Separar a Venezuela de Mercosur es algo más que un castigo para un Gobierno que se resiste a entregar la soberanía nacional a manos imperialistas, es una puerta abierta a las multinacionales que saquean los recursos naturales y provocan desastres ambientales.

En definitiva, desde el Partido Comunista de España consideramos que estamos ante un intento de dinamitar el proceso de integración territorial solidario que representa Mercosur, para evitar que pueda ser un obstáculo a la vuelta de las políticas neoliberales que tanto sufrimiento llevaron a los pueblos latinoamericanos.

Embajador, amigas y amigos de la embajada de la Republica Bolivariana de Venezuela en España, transmitid a vuestro gobierno, al pueblo venezolano, nuestra solidaridad y nuestra certeza en la victoria.

Permitidme que termine este repaso por la situación internacional, recordando que es la primera fiesta del PCE que se celebra tras el fallecimiento de Fidel.

Tuve el honor de ser el único dirigente político europeo que compartió con la familia y la máxima dirección del Partido Comunista de Cuba la ceremonia intima de despedida de los restos de Fidel en el cementerio de Santa Ifigenia en Santiago de Cuba, en ese acto deposite una rosa blanca en su tumba, rosa que os representaba a todas y a todos, por eso en esta fiesta para que lo oigan bien quienes tienen que oírlo, y sepan proclamamos que su lucha sigue, que Fidel sigue vivo en su mensaje, sigue vivo en su ejemplo y sobre todo en sus enseñanzas, que son patrimonio universal de lucha revolucionaria, que sepan que con la austeridad que el mismo nos reclamo para honrar su figura, tenemos la obligación de seguir su camino, por la senda de Bolívar, Martí, el Che, Chávez, también camina el pensamiento de Fidel, brillando con luz propia, con su traje verde oliva, su estrella roja y su escudo rojinegro del 26 de julio, camaradas cubanos transmitir a vuestro gobierno, a nuestro partido hermano cubano, que sigan contando con la militancia del PCE para la defensa de la revolución, como decía antes sin complejos ni medias palabras, porque eso nos enseño Fidel a no tener complejos ni equidistancia, por eso hoy publicamos y repartimos por esta fiesta el significado de la palabra revolución como ultimo legado del Compañero, del camarada Fidel, por eso también en España, seguimos gritando para que lo oiga bien el imperialismo YO SOY FIDEL.


Hace mas de un siglo que el insigne poeta y republicano, Antonio Machado escribió “El mañana Efímero” un poema en el que hacía referencia a la España de charanga y pandereta, (…) esa España inferior que ora y bosteza, vieja y tahúr, zaragatera y triste; esa España inferior que ora y embiste cuando se digna usar la cabeza. Ese es el país y el pueblo que quieren nuestras clases dominantes. Esta semana hemos vuelto a ver en acción a esa “España interior” insultando a cargos públicos y jaleando a la guardia civil.

Desde esta tribuna denunciamos que vivimos en un Estado de Excepción, de autoritarismo y recortes de libertades. El Partido Popular, aprovechando el conflicto con Cataluña está intentando implantar un nuevo régimen en el que no cabe la mínima libertad de opinión, de reunión. se Han traspasado todas las lineas rojas, y provocado una situación que nos está llevando a un serio conflicto civil, a una ruptura de la convivencia ciudadana, con fracturas que pueden durar décadas, por eso hemos estado y estaremos en todas las movilizaciones en defensa de la libertad, de la democracia y como no, del derecho de los pueblos a decidir libremente y en paz su futuro.

No vamos a negar la responsabilidad del Gobierno de Cataluña, su mala gestión, su empecinamiento en una vía unilateral que no compartimos, no vamos a negar las responsabilidades de quienes han robado en Cataluña y han aplicado políticas tan antisociales como las aplicadas por Rajoy, también ellos tendrán que asumir sus responsabilidades, pero esto no justifica la reacción del Gobierno del Partido Popular, no justifica la detención de cargos públicos catalanes, la prohibición de actos, la entrada de fuerzas de seguridad en medios de comunicación, la censura de medios de comunicación nos llevan a otra época, nos llevan a vivir hoy en un Estado de Excepción contra el que nos rebelemos.

Estamos en un momento en el que lo que nos jugamos no es una cuestión de quien gobierna en Madrid o en Barcelona, nos jugamos la defensa de la democracia, por la que tanto lucharon y dieron su vida miles de militantes del Partido Comunista, hoy como ayer tenemos que ser los primeros en la lucha contra la dictadura a la que nos quiere llevar el Gobierno más corrupto que se ha conocido.

El Partido Comunista de España, proclama una vez más su defensa de una Republicana Federal y Solidaria, que contemple el reconocimiento de los derechos sociales que nos están robado, la defensa de las libertades públicas y del derecho de autodeterminación de los pueblos, porque no queremos separar como hace la derecha, la cuestión territorial de la cuestión de clase, por eso nuestro Partido hermano en Cataluña, el PSUC-viu se ha definido desde su nacimiento como un Partido Nacional y de Clase, un Partido que hermana a los que han nacido en Cataluña, con los que tuvieron que emigrar, ese es el camino.

Por todo ello Partido Comunista de España, proclama la necesidad de aparcar vías unilaterales y comprender que el primer paso para llevar la paz, la tranquilidad a Cataluña es acabar con el Gobierno de Rajoy y una solución, que tal y como plantea la declaración de Zaragoza, permita a la ciudadania decidir su futuro en un Referéndum pactado celebrado con normalidad y en el que podamos participar en pie de igualdad con el resto de opciones los que defendemos el Estado Federal, cosa que hoy por hoy, no han permitido ni el Gobierno del Estado, ni tampoco el de Cataluña.

Pero que nadie se llame a engaño, buscamos el máximo acuerdo, pero dejamos claro también que la Constitución de 1978, se nos ha quedado corta, que hoy por hoy, no sirve para afrontar los problemas que hoy sufren millones de españolas y españoles, la Constitución de 1978, no garantiza los derechos fundamentales a la vivienda, el trabajo, no mantiene la independencia de la justicia, con una fiscalía que cada vez más actúa como brazo armado del gobierno, no asegura la libertad de expresión, ni los derechos laborales y sociales, y por supuesto, no permite el reconocimiento de la realidad plurinacional del Estado Español, por lo tanto, se le puede llamar como se le quiera llamar pero hace falta un cambio del marco Constitucional, desde el PCE a todo esto le llamamos proceso constituyente y Ruptura Democrática.

Pero, compañeras y compañeras, no todo es Cataluña, hay mucho mas de lo que hablar, tenemos que mostrar nuestra indignación por quienes desde el gobierno, desde los medios de comunicación siguen proclamando que la crisis ha terminado, que estamos en plena fase de recuperación, cuando la realidad es que las cifras del paro y la precariedad son escandalosas, cuando siguen los desahucios, crecen los problemas de las mujeres, no solo los relacionados con la violencia machista, sino todos los relacionados con sus situaciones laborales y sociales, cuando la juventud sigue sin tener ninguna perspectiva en nuestro país, intentan aplicar aquello de que una mentira repetida mil veces se convierte en una verdad, creían haber conseguido el objetivo de que la mayoría de trabajadoras y trabajadores se acostumbrasen a una vida precaria, sin derechos, pues no, no lo están consiguiendo, los conflictos de estos meses demuestran que miles de trabajadoras y trabajadores no se resignan y que se rebelan plantando cara a un sistema que quiere imponer la precariedad como norma de vida.

Cómo se puede decir que la crisis ha terminado, cuando la mayoría de la clase obrera, de las capas populares vivimos hoy peor que hace diez años, con menos derechos laborales y sociales, con menos libertades. Cómo se puede hablar de que la crisis ha terminado cuando seguimos teniendo a miles de jóvenes en la emigración.
.
Se quiere utilizar la precariedad como arma para controlar a la clase trabajadora, precariedad en el empleo, precariedad en la vivienda, precariedad en las relaciones sociales, una precariedad que no sólo condiciona la vida, sino que provoca cada vez más muertes por accidentes laborales derivados de las condiciones de trabajo, son ya más de 600 las muertes provocadas por este verdadero terrorismo empresarial, muertos que no nos resignamos a que sean simples números en una estadística, son seres humanos, trabajadoras y trabajadores con proyectos de vida, familias, vidas truncadas y dolor causados por quienes supeditan la seguridad laboral al beneficio empresarial y esos culpables, que tienen nombre y apellidos también, no deberían de seguir quedando impunes.

Por eso el PCE llama a la rebeldía y denuncia que los problemas que sufrimos millones de españolas y españoles tienen rostro, tienen nombres y apellidos, y hay que denunciarlos, señalarlos y decir que si Amancio Ortega es uno de los hombres más ricos del mundo es porque tiene a miles de empleados subcontratados, con bajos salarios, y precariedad laboral, porque para que los fondos buitres sigan teniendo cada vez más beneficios tiene que haber miles de personas que han perdido su vivienda, y tiene que haber políticos o políticas que le han hecho “servicio” de entregarles esas viviendas desahuciadas, porque a ver si nos enteramos cuando el PP cobraba esas comisiones no era solamente por una adjudicación irregular, era sobre todo para que cambiara leyes, para que modificara las condiciones de trabajo y se dejara hacer el gran negocio a los fondos buitres, que razón tenía aquel que planteo cambiar la gaviota del anagrama del PP por dos buitres.

Si la banca sigue teniendo millonarios beneficios es porque les hemos regalado miles de millones de euros en un llamado rescate bancario, cuando ha sido una verdadera estafa, mientras miles de personas pierden su vivienda, porque compañeras y compañero, los desahucios siguen, mientras el gobierno se niega a facilitar la devolución del dinero injustamente cobrado por los bancos con las cláusulas suelo a millones de personas, a pesar de los requerimientos de la propia Union Europea, una vez más señalamos que el problema de la vivienda no tiene otra salida que la creación de una gran bolsa de vivienda publica que permita el acceso en propiedad o alquiler a la gran mayoría de trabajadoras y trabajadores que no pueden ni comprar ni alquilar viviendas a los precios del mercado, es decir, que la vivienda, como la sanidad o la educacion dejen de ser un negocio, para ser un derecho exigible por ley.

Por todo esto, y por algunas cosas más, el PCE, sigue reclamando la necesidad de sacar democráticamente del gobierno al Partido Popular y a Mariano Rajoy, con un programa de mínimos, que tampoco nos hacemos tantas ilusiones, que recupere y amplíe los derechos de las trabajadoras y trabajadores derogando la reforma laboral y la ley que juzga y encarcela a sindicalistas, que acabe con la LOMCE, con la Ley Mordaza y plantee un modelo educativo público, que recupere la sanidad pública universal y proponga un pacto que afronte realmente la violencia machista, que como ya hemos dicho haga posible la celebración de una consulta al pueblo de Cataluña.

En definitiva hay que plantear la necesidad de que se ponga fin al contra sentido de un gobierno del PP, que fue posible gracias al consentimiento activo o pasivo del PSOE, sabemos de las dificultades, de las necesidades de medir los tiempos, pero nadie puede olvidar que el primer tiempo que hay que tener en cuenta es el tiempo de sufrimiento del millones de españolas y españoles que no se merecen por mas tiempo soportar a Mariano Rajoy en la Moncloa y al PP en el Gobierno, y que alguien tendrá que dar cuenta del tiempo que se pierde.

El Partido Comunista de España sigue planteando la necesidad de luchar contra las injusticias, la necesidad de plantear la necesidad de activar una gran movilización sostenida, en defensa de los derechos de miles de trabajadoras y trabajadores que hoy sufren las consecuencias de una leyes que ponen a la clase trabajadora a los pies de los caballos de la patronal. Es necesario transformar la queja en rebeldía y la rebeldía en lucha, por eso hay que avanzar hacia una gran jornada de lucha, de protesta, no sólo laboral, sino también de tipo social contra este gobierno, contra esta patronal, de la mano con las organizaciones sindicales, junto al resto de fuerzas políticas que lo quieran, pero con la seguridad de que sin luchar nadie nos va a regalar nada, al contrario, si no luchamos nos seguirán quitando derechos y libertades.

Por eso desde el Partido Comunista de España, para cambiar el rumbo de las cosas, para derrotar a los Amancio Ortega, a las Botines .... A todas aquellas y aquellos que nos gobiernan sin pasar por las urnas, proclamamos con toda la fuerza de la que somos capaces que es el momento de la Unidad, de la Unidad de las fuerzas sociales y políticas que estamos por cambiar las cosas en favor de la clase obrera y las capas populares, que estamos por terminar con la corrupción, las injusticias, las desigualdades No hay otra política posible que la de la UNIDAD, con todas su letras, en mayúscula.

Eso sí, Unidad con contenido, que nadie nos busque en pactos o acuerdos vacíos de contenido, Unidad que tiene que partir del convencimiento de que es posible ganar la batalla a quienes han llevado el dolor y el sufrimiento a millones de personas en todo el Estado. Miles de personas han perdido sus casas, sus trabajos, miles de jóvenes han tenido que emigrar para poder tener una posibilidad de trabajar, cientos de mujeres han perdido la vida víctimas del terrorismo machista, y no ha sido por culpa de una catástrofe natural, sino de quienes han llevado a este país a la ruina, de quienes tratan de aprovechar del sufrimiento de las trabajadoras y trabajadores.

Porque esa crisis que por mucho que se empeñe Rajoy en decir que ha terminado, la siguen sufriendo millones de españolas y españoles, como decía, tiene víctimas y tiene culpables, culpables que no pueden seguir en el Gobierno ni un día más, manteniendo en vigor una ley procesal que encarcela a sindicalistas por defender el derecho a la huelga, que persigue y castiga a centenares de activistas sociales por defender el derecho a una vivienda digna. Denunciamos una forma silenciosa de represión pero terriblemente eficaz, las centenares de multas que llegan a jóvenes y menos jóvenes, causándoles un gran problema, así como pequeñas detenciones que tienen el objetivo de llevar el miedo a quienes se rebelan.

Hay que rebelarse contra tanta injusticia, una rebelión unitaria, que no sólo proteste, sino que fundamentalmente organice la alternativa, por ello el Partido Comunista de España plantea la Política de Unidad, como base fundamental de su línea política, unidad, eso sí, como decía, basada en un programa común que garantice los derechos sociales, laborales, ciudadanos, que mejore las condiciones de trabajo, que ponga la economía al servicio de la mayoría social trabajadora, un programa que realmente afronte con medidas reales y efectivas al terrorismo machista, y que acabe con las vergonzosas desiguales que sufre la mujer empezando por la equiparación salarial.

Unidad construida desde el reconocimiento de la pluralidad y la diversidad, como elemento de riqueza y no de división ni de confrontación porque que nadie se engañe, que nadie se crea, que en solitario puede conseguir derrotar a las fuerzas del sistema capitalista, por eso nos dirigimos a quienes comparten con nosotros la lucha en las calles, en los centros de trabajo, en la universidad o en las colas del paro para organiza la rebeldía, para organizar el conflicto que de fuerza a la lucha obrera, porque nadie nos va a regalar nada, porque solo luchando se pueden cambiar las cosas.

Por todo esto el Partido Comunista de España con determinación tiene que dedicar sus esfuerzos, a construir la más amplia Unidad de fuerzas sociales y políticas para expulsar a la derecha del gobierno y desarrollar un programa democrático y socialmente avanzado, en este proceso aportaremos la riqueza de la movilización a los espacios unitarios, desde el respeto a la pluralidad y la visibilidad de las diferentes formaciones políticas.

En defensa de esta política de Unidad, tenemos que hablar claro a la clase obrera, a las capas populares y explicar lo que está ocurriendo, explicarles que lo que llaman reactivación de la economía, es en realidad el reparto injusto de la riqueza que se crea, que lo que dicen es la salida de la crisis, es el aprovechamiento de la crisis para organizar una sociedad más injusta, más insolidaria, más patriarcal y autoritaria, porque le llaman crea empleo a sustituir un empleo fijo y con derechos por dos trabajos precarios sin derechos y bajos salarios, porque le llaman Pacto contra la violencia machista a una cínica declaración de principios que no ataja realmente las causas por las que decenas de mujeres han sido asesinadas en este 2017.

De que sirve hablar de Pactos de Estado, de acuerdos solemnes en los parlamentos, si luego cuando ocurre una injustica como la cometida contra Juan Rivas, todos los gobiernos se esconden y tiene que ser el movimiento feminista el que de la cara, por eso cuando se grita todas somos Juana se está yendo más allá de la solidaridad personal contra una injusticia concreta, se vuelve a decir que cuando tocan, cuando discriminan a una mujer, nos tocan a todas y también a todos, porque hablar de igualdad no es una cuestión retórica, es acabar con la sociedad patriarcal, acabar con la discriminación de la mujer en el trabajo, en las relaciones sociales, porque a ver si nos enteramos que no habrá sociedad socialista si no se termina con el patriarcado como base de las relaciones sociales, laborales y también como base del sistema económico y judicial.

Hablar claro, para denunciar el cinismo de quienes hablan de la defensa de una Constitución, que llaman pilar de la soberanía nacional, cuando han entregado esa soberanía al Banco Central Europeo, para que decida sin control alguno nuestra política económica, cuando han entregado a la OTAN, nuestra política exterior para que decida dónde y cómo interviene nuestro ejército en la defensa de los intereses de las grandes empresas multinacionales.

Hablar claro, para descubrir, que quienes hacen bandera de la lucha antiterrorista, al mismo tiempo hacen negocios con quienes financian a los grupos terroristas, porque hay que denunciar, que parte del petróleo que compra Europa viene de los pozos que controla el Estado Islámico y parte de sus fondos circulan por un sistema bancario que no pregunta de dónde viene ni a dónde va el dinero que enriquece los grandes capitales.

Pero no se puede separar de la lucha por la paz, lo ocurrido hacer más de un mes en España con el doloroso y cruel atentado cometido en Cataluña. Nuestro partido, desde el primer momento mostró su consternación y nuestra solidaridad con las víctimas y sus familiares, no nos quedamos sólo en el dolor compartido, porque es realmente cínico mostrar dolor y solidaridad con las víctimas de un atentado y no hacer nada para que no se vuelvan a repetir estos hechos, por eso recordamos cómo tras los atentados del 11 de septiembre de 2001, el entonces Presidente de los EE.UU., George W. Bush, proclamo solemnemente el inicio de la Guerra contra el terrorismo internacional.

Pasados 16 años en los que se han desarrollado las guerras de Irak, Afganistán, Libia, Chad y Siria con cientos de miles de muertos y millones de víctimas de todo tipo, incluidos quienes han tenido que dejar su tierra desplazados hacia occidente, la realidad es que hoy el mundo, no sólo no es más seguro, sino que por el contrario hoy por hoy, se vive una de las etapas con más actividad terrorista de la historia, lo que nos lleva a plantear que los métodos empleados hasta el momento para combatir el terrorismo no sólo no han dado resultado sino que han producido el efecto contrario.

Por eso planteamos y hoy repetimos la necesidad de un gran acuerdo contra el terrorismo del Daesh, que no olvidemos que por cada víctima que causa en occidente causa miles de víctimas en Siria, Irak, Afganistán, un acuerdo que contemple en primer lugar el apoyo a los Gobiernos que lo están combatiendo sobre el terreno en diversos Países, Líbano, Siria, etc. que se reconozca que el intento de derrocar por la guerra y el terrorismo al Gobierno de Siria, en el que de una forma y otra participan la Unión Europea y los Estados Unidos está entre las causas del crecimiento del terrorismo en todo el planeta.

Un acuerdo que acabe con la doble vara de medir que se utiliza para definir como Luchadores por la Libertad a terroristas que actúan en sintonía con los intereses de EE.UU., la OTAN o la U.E., y que oculta cómo el dinero que financia a grupos terroristas que comenten estos crueles atentados en Europa sale de la misma caja de la que salen los fondos para financiar suculentos proyectos realizados por empresas de EE.UU. de la U.E. o de la misma España.

Porque la realidad es que Estados, como el de Arabia Saudí, tienen Jefes de Estado que llaman “hermano” a nuestro Jefe de Estado están bajo sospecha como quienes financian a los Grupos Terroristas, y que a Estados como el de Israel les viene muy bien cierto terrorismo para debilitar a Estados Árabes y mantener su hegemonía en un Oriente Medio dividido y debilitado.

Un acuerdo que defina las líneas básicas de lo que tiene que ser una propuesta de Paz y Seguridad para todo el Planeta, porque pretender tener seguridad y tranquilidad en nuestro primer mundo, mientras que el resto del planeta se sufren Guerras, que producen miseria, hambre y apropiación de las riquezas naturales, seria simplemente un ejercicio de cinismo, sino fuese algo tan absurdo como querer poner puertas blindadas al campo, porque solamente un mundo en Paz es garantía de seguridad en nuestras casas.

Sería importante, imprescindible que la Izquierda Europea que nos reuniremos pronto lance la propuesta de este gran encuentro mundial de fuerzas progresistas, de izquierdas, democráticas que planteen al mundo entero esta propuesta de paz y seguridad que deje al desnudo la hipocresía, el cinismo de las potencias occidentales que hablan de paz y alienta la guerra, que hablan de progresos y llevan el dolor, la destrucción y la muerte a todo el planeta. En este centenario de 1917 hay que poner en valor que en el nacimiento de los Partidos Comunistas está la consigna leninista de defender la paz por encima de cualquier otro interés.

Ni patriotas, ni demócratas, ni luchadores por la paz, el capital no tiente patria, ni corazón, sólo intereses de clase y no duda en llevar la guerra, la destrucción y la muerte a todos los rincones del Planeta.

Seguimos reclamando la necesidad de Verdad, Justicia y Reparación para la víctimas del franquismo, sigue siendo una vergüenza que cuarenta años después de la muerte del dictador, este siga enterrado en un gran mausoleo y su familia disfrutando de los frutos de la rapiña de su régimen, mientras cientos de demócratas, de luchadores por la libertad, están enterrados en fosas comunes en la cunetas de las carreteras, es una vergüenza que se otorguen medallas instituciones a dirigentes de la dictadura, mientras siguen sin ser reconocidas, ni reparadas las agresiones.

Este año se cumplieron cuarenta del asesinato de los abogados de Atocha, cuarenta años de lo que se llamo la semana trágica, en la que el fascismo enseño su cara más sangrienta sumando los asesinatos de los Estudiantes Arturo Ruiz y María Luisa Nájera a los de nuestros camaradas de Atocha Serafín Holgado, Luis Javier Benavides, Enrique Baldelvira, Ángel Rodríguez y Francisco Javier Sauquillo...

No olvidamos que los mataron por su militancia en el PCE, en CCOO, por su actividad en el movimiento vecinal, por su colaboración con el resurgir del feminismo, los mataron por tratar de construir un Proyecto de Sociedad libre igualitaria y plenamente democrática.

Nos sirve el recuerdo, el homenaje a estos camaradas, como referencia de lo que debe seguir siendo nuestra lucha por la defensa de una Memoria Democrática que luche contra la manipulación de nuestra historia que quiere seguir equiparando a víctimas y verdugos, que quiere seguir sin hacer justicia, ni llegar a la verdad de la represión franquista ni mucho menos reparar su consecuencias, nos negamos a que nos cambien nuestra historia, a que nos digan que somos legales porque un día fuimos formalitos y gente de orden, a que quieran quitar el mérito, de miles de comunistas, que se dejaron su vida para que este Partido pudiera tener derecho a su legalidad, la realidad, que nadie la cambie, es que al PCE se le legaliza, porque su lucha de cuarenta años frente a la dictadura, hacía imposible legitimar unas elecciones sin la participación de la fuerza política más organizada y con más influencia social.

Porque denunciamos que tratan de reescribir la historia, para justificar, que cuarenta años después en este país todavía no se ha conseguido que las víctimas del franquismo tengan derecho a la VERDAD, LA JUSTICIA Y LA REPARACION que merecen.

Por ello, en este cuarenta aniversario, ponemos de manifiesto la necesidad de que se termine con la vergüenza de tener que recurrir a tribunales de países extranjeros para conseguir lo que en el nuestro se les niega a las víctimas del franquismo, admitir la realidad de que en esa triste etapa de nuestra historia existían víctimas y verdugos, que no se pueden equiparar, y que el hecho de que las víctimas renunciaran a la venganza, el PCE llamo a la reconciliación nacional ya en 1956, no significa que renunciaran a la justicia y mucho menos que renunciáramos a que se conozca la verdad de quienes fueron los verdugos y qué intereses defendían.

En tiempos en los que el fascismo parece volver a tratar de ganar terreno, bajo diversas apariencias, es más necesario que nunca recordar la barbarie que supuso la etapa más negra de nuestra historia, por ello la defensa de que de una vez por todas se puedan juzgar los crímenes de la dictadura no es una simple cuestión de justicia histórica sino una condición imprescindible para construir un régimen verdaderamente democrático.

Porque como decía Marcos Ana, al que también hemos despedido este año, y cuyo recuerdo está presente en esta fiesta, desde el cariño, la admiración y el compromiso de mantener viva su memoria, como hemos demostrado hace unos minutos, es bueno pasar las páginas de la historia, sin rencor pero sin olvidar, y que para pasar una página de la historia primero hay que leerla para conocerla, y cuando los herederos del régimen franquista, nos dicen que pasemos pagina, lo que nos están planteando en realidad es que las arranquemos, que las borremos, para que las olvidemos, porque saben muy bien, quizás mejor que nosotros que un pueblo sin historia, sin referentes es un pueblo más fácil de derrotar y de dominar.

Por ello nuestra reivindicación de la II República no puede ser una cuestión solamente sentimental, por mucho que nos emocione el himno de Riego o la bandera tricolor, nuestra reivindicación de la II República tiene que tener más de mirada al presente que al pasado, porque como, no hay dos sin tres, queremos hablar de la III Republica Federal, por eso tenemos la obligación, la necesidad, de poner la cuestión republicana en nuestra política diaria, porque el sistema, los poderosos, el capital, sabe muy bien que en España la República no es neutral, saben muy bien que la monarquía es la argamasa, el elemento que permite la estabilidad necesaria para mantener el bloque dominante, podrán cambiar los nombres de los partidos, cambiaran las caras de los dirigentes, pero la institución monárquica garantiza que la banca y los grandes capitales controlen la situación.

Saben muy bien que la Republica es la puerta por la que entrarían cambios sociales, políticos que no controlarían y que como en el 1936 abrirían un camino de transformaciones sociales en las que la clase obrera, las capas populares, los elementos de cultura popular serian los protagonistas.

Saben muy bien que la República es la puerta por la que podrían entrar cambios legales para que los pueblos del Estado decidan como organizarse en el marco federal.

Por ello nuestra defensa de la III República Federal, tiene que estar ligada a las luchas concretas de tipo laboral, social, feminista, porque no podemos olvidar que la Republica la que empezó a reconocer los derechos básicos de la mujer.

El próximo 20 de octubre se celebrará la entrega de los Premios Príncipe de Asturias que este año se cubren de gloria al entregar el premio de la Concordia a la Unión Europea. Si, esa Unión Europea que alienta guerras en Siria, Golpes de Estado en Ucrania, que blinda sus fronteras para que millones de personas no puedan escapar de la miseria, el hambre y las guerras, esa Unión Europea que entrega su defensa a esa ONG de carácter humanitario llamada OTAN, a esta organización le van a entregar el premio a la concordia, cinismo sólo igualado, cuando se entrego el premio Nobel de la Paz a Kissinger, bueno pues apoyaremos las movilizaciones que se convoquen en Oviedo esos días para dejar muy claro y todo los alto que se pueda, QUE NO, QUE EN NUESTRO NOMBRE NO SE DA ESE PREMIO

En este 2017, tenemos que proclamar, sin matices, que nos sentimos orgullosas y orgullosos de ser hijos y herederos de la Revolución Soviética de Octubre de 1917, la Revolución dirigida por Lenin y el Partido Bolchevique Ruso, que configuró el primer gobierno de Obreros y Campesinos de la historia, Gobierno que cambió la historia, que reconoció derechos a la clase trabajadora, a la mujer, que demostró cómo es posible que la clase obrera derrote al capitalismo. Pasados estos cien años es necesario sacar lecciones de lo ocurrido y de los 74 años que duró la Unión Soviética, hacerlo como Lenin hizo con la Revolución Francesa, con la Comuna de Paris, y otras experiencias revolucionarias de la humanidad, para aprender de los aciertos y también, como no, de los errores, pero siempre desde lo que significó, como decía, de avances en la defensa de la mujer, de la infancia, del campesinado, de las clases más desprotegidas, tal y como lo hicimos ayer y seguiremos haciendo, aprovecho para recomendar la lectura del numero de Nuestra Bandera dedicado al centenario, una magnifica aportación al debate.

Nos vamos a seguir resistiendo a que se equipare a los verdugos fascistas con las víctimas comunistas, vamos a seguir defendiendo que con todos los errores y desviaciones, hoy como hace cien años la base del pensamiento de Lenin de construir una sociedad al servicio, dirigida y gobernada por la clase obrera, el campesinado, las capas populares, es la mejor garantía para construir un mundo justo, de progreso y en Paz.

Creían poder borrar de la memoria, de la historia, lo que significó aquella Revolución, pero dentro de unos días estaremos en Moscú y en la antigua Leningrado, compartiendo con más de cien Partidos Comunistas y Obreros la celebración del Centenario de la Revolución Soviética, compartiendo la historia, pero también poniendo en común cómo situar al Comunismo en condiciones de ganar la batalla histórica al capitalismo, esto nos demuestra que el comunismo, que la herencia de aquellos revolucionarios esta viva, activa y con la determinación de seguir dando la batalla revolucionaria.

Y para terminar, camaradas, compañeros, compañera no podemos dejar de referirnos al Congreso que vamos a celebrar en el mes de Noviembre.

Tenemos el reto de que este Congreso sea realmente útil en la reconstrucción del Partido Comunista que la clase obrera y capas populares necesitan en este momento de la lucha de clases.

No podemos negar que son tiempos de dudas y de incertidumbres, porque nada esta escrito, porque la coyuntura nos plantea muchos interrogantes, pues bien, este entiendo que debe ser uno de los objetivos del Congreso, ayudar a trasladar algunas certezas y seguridades al conjunto de la militancia, empezando por la necesidad de la máxima unidad del Partido para asumir los retos de combatir la ofensiva de la derecha que como hemos dicho trata de consolidar las reformas y recortes acometidos por el Gobierno del PP desde 2011 a 2015 y al mismo tiempo de participar con éxito en el proceso de la necesaria unidad de las fuerzas de izquierdas que se tiene que desarrollar en este año.

Por eso proclamamos nuestro pleno compromiso con el trabajo que esta haciendo la actual dirección de IU para desarrollar los acuerdo de su ultima Asamblea, para la construcción de un Movimiento Político y Social, amplio, plural, que permita la integración de diversas corrientes de pensamiento y sobre todo la incorporación de quienes hoy desde una estrategia rupturista quieran cambiar las cosas, llevamos trabajando mas de 30 años, compartiendo luchas, con miles de compañeras y compañeros que conformamos la IU de hoy y estamos muy seguros que vamos a seguir juntos muchos años mas.

Desde este convencimiento, el XX Congreso tiene que demostrar que las y los comunistas, seguiremos dejándonos la piel en el esfuerzo de hacer posible una ruptura democrática y social que nos permita avanzar hacia el socialismo. La memoria de quienes dieron su vida por el PCE, de quienes entregaron lo mejor de sí mismos en defensa de la clase trabajadora se merecen este esfuerzo para seguir la lucha y por eso estoy convencido de que este XX Congreso será un paso firme en la senda de recuperar lo mejor de nuestra historia, tal y como nos enseñaron Pepe Díaz y Dolores Ibarruri.

Camaradas el Partido Comunista de España tiene la firme determinación de mantener en pie, la ideas que dieron sentido a la revolución soviética, de mantener en pie la bandera roja, con la hoz y el martillo, símbolo de la lucha de millones de seres humanos en todo el planeta a lo largo de la historia y hacerlo es la España de 2017, porque seguimos convencidos de que representamos el futuro de la humanidad, estamos cada vez más seguros que la lucha sigue estando entre un futuro socialista o la barbarie de un capitalismo cada vez mas salvaje, depredador y criminal.

En esa lucha POR UN MUNDO MEJOR, os animo a participar, en nombre del Partido Comunista de España, con determinación, pero también con alegría, porque como se dice en mi tierra, si no hay baile, no hay revolución, camaradas, compañeras y compañeros

VIVA LA LUCHA DE LA CLASE OBRERA

VIVA EL PARTIDO COMUNISTA DE ESPAÑA

FRENTE A LAS FUERZAS DE LA REACCION Y EL CAPITALISMO, VENCEREMOS, la LUCHA SIGUE, HASTA LA VICTORIA SIEMPRE ....

 
Recomienda esta web
Correo-e
PCE
Inicio | Favoritos | Contacto | Mapa | Ayuda | Afiliaciones | Lta Correo |
Optimizado a 800 x 600 pixeles