Secretaría de Comunicación
Secretaría de Comunicación >
 

Los madrileños les dieron las gracias con un concierto solidario en Aravaca


La Marcha Negra de los mineros llega esta tarde a Madrid



Secretaría de Comunicación del PCE | Foto: José Camó / 10 jul 12

>> Lugar de cita del PCE para acompañar la marcha de los mineros el día 10 y la manifestación del día 11 de julio

“No estamos aquí para apoyaros, estamos aquí para daros las gracias” les gritó Pilar Bardem a los mineros que llevan 400 kilometros en las suelas de sus zapatillas y 18 días de marcha en dos columnas que confluirán esta tarde en Madrid. Fue anoche, lunes 9, en el pequeño e improvisado escenario que se levantó en la urbanización Rosa Luxemburgo de Aravaca, tras una cena solidaria organizada por la asociación Acrola. Bardem no hizo más que sintetizar las intervenciones del resto de participantes y el sentimiento de los vecinos de la región que se desplazaron para brindar un abrazo de reconocimiento y cariño de la sociedad madrileña a los mineros que han llegado andando desde sus cuencas mineras hasta Madrid para defender su puesto de trabajo, para que no les recorten su vidas ni las de su familia, para reivindicar salidas al sector.

En la última parada antes de entrar en la capital, el Madrid del no pasarán quiso decirles que no están solos. Se lo contaron con versos de Neruda, con los vientos del pueblo de Miguel Hernández, se lo dijo Marta Sanz en un poema de César Vallejo, se lo recitó Inma Chacón. Luis Pastor con Lourdes Guerra, añadieron dos estrofas dedicadas a los mineros en su entrañable Mariposa cantada a capela, Aute interpretó Al Alba, canciones reivindicativas que fueron aportando un largo elenco de artistas, letras históricas y letras creadas para la ocasión. Los representantes de UGT y CC.OO. agradecieron el acto y presentaron a Víctor Manuel que revivió al abuelo Víctor, el que fue picador allá en la mina... y finalizó con un Asturias que debió retumbar con la voz de los protagonistas y los vecinos hasta el Palacio de la Moncloa. Como no podía ser de otra forma el broche se lo llevó En el Pozo Maria Luisa, más conocida como, Santa Bárbara bendita, patrona de los mineros que fue entonada por todos los asistentes. Muchos puños en alto, muchos puños enormes y poderosos forjados en el trabajo duro de las minas del carbón, puños que no son de bueyes que se doblegan sino de leones del viento del pueblo que lucha y se levanta en una batalla de un sector estratégico en la lucha obrera, como en Inglaterra en la lucha que Tatcher venció con todo lo que supuso para la caída de la izquierda. Puños mineros, rojos y dinamiteros, puños que hay que apuntalar con muchos otros menos entrenados pero más numerosos y siempre necesarios.

Este último impulso de Aravaca es sólo uno más de todas las muestras de apoyo que se han ido repitiendo a los largo de todos estos días de marcha por los pueblos de España. Y los mineros que llegan a Madrid son los mensajeros de todos aquellos que se mantienen en huelga indefinida desde hace 44 días, de los compañeros encerrados desde entonces en los pozos de Candín y Santiago de Aller, de las familias que quedaron allí en casa, cuidando de los hijos y manteniendo su lucha en los encierros en las minas, en las calles, frente a las administraciones.

Aravaca se ha convertido en el cuartel general improvisado desde donde lanzar el último combate de esta batalla. Ya están preparados para dar el asalto final en Madrid. Los mineros asturianos, leoneses y palentinos esperan en Aravaca la llegada de la columna que baja desde Aragón. Juntos esta tarde, a las 7 iniciarán la última etapa de esta Marcha Negra, hacia el epicentro de Madrid, al kilométro cero en la Puerta del Sol.

Mañana cientos de mineros de las cuencas llegarán a Madrid en autobuses para participar en la manifestación de saldrá a las 11 de la mañana desde la plaza de Colón hacia el Ministerio de Industria.

 
Recomienda esta web
Correo-e
PCE
Inicio | Favoritos | Contacto | Mapa | Ayuda | Afiliaciones | Lta Correo |
Optimizado a 800 x 600 pixeles