Secretaría de Comunicación
Secretaría de Comunicación >
 

Unidad por una Alternativa Social Anticapitalista a la Crisis (ASA)


Respuestas por la izquierda a la crisis del capitalismo



Publicado en Mundo Obrero nº 222 - marzo 2010 / 10 mar 10

El Comité Ejecutivo del Partido Comunista de España celebrado el 5 de febrero, concretó una propuesta para situar al partido a la ofensiva y dar respuestas por la izquierda a la crisis del capitalismo. La propuesta, incardinada en un informe más amplio (ver pág. 17 y editorial), que ya se está desarrollando en las diferentes federaciones y a nivel estatal. Para el PCE es muy importante que esta propuesta se debata a todos los niveles del Partido y con la sociedad, desde la agrupación más pequeña, hasta el comité de federación correspondiente, y se vea cómo llegar, tal y como explica el informe, a "quienes están siendo directamente afectados con la pérdida del empleo, la imposibilidad de pagar la hipoteca o ver como se reducen sus posibilidades de futuro; para conseguir la máxima convergencia social, teniendo en cuenta la repercusión de la crisis en los inmigrantes que se ven sin empleo y sin recursos económicos o sociales para aguantar la situación".

En estos momentos la generación de empleo no se encuentra entre ninguna de las prioridades reales de quiénes dirigen la economía. Se llega a manifestar que los niveles de empleo del 2008 no se recuperarán hasta 5 ó 6 años después de salir de la crisis, como si se pudiera separar la salida de la crisis de la creación de empleo. Lo que realmente se sitúa en primer lugar como objetivo de la política económica es la rentabilidad empresarial y el mantenimiento de los beneficios de la banca, para lo que se han realizado más de 80.000 millones de euros en ayudas, que por cierto no repercuten para nada en la ciudadanía.

Tenemos que denunciar que a pesar de las declaraciones del gobierno sobre cambio de modelo e incluso de salida social a la crisis, la realidad es que hoy en España no se ha dado ni un solo paso efectivo para cambiar un modelo de desarrollo basado en el ladrillo y los servicios. De esta manera los ajustes salariales y la precariedad laboral se tratan de imponer como la única forma de recuperar el beneficio empresarial, a la vez que se mantiene el mismo modelo de crecimiento que nos ha llevado a la crisis.

La propuesta más llamativa del gobierno del PSOE de tratar de ampliar la edad de jubilación en nuestro país, pasando de 65 a 67 años, es una de las mayores agresiones que se pueden plantear contra la mayoría de la población trabajadora, ya que aumentar la edad de jubilación mientras en los últimos años se han reducido los impuestos y cotizaciones al empresariado y al capital, con la excusa de que no va a haber dinero para las pensiones, es volver a culpar de la crisis a la clase trabajadora haciéndole pagar las consecuencias del fracaso de la gestión capitalista.

La realidad es más tozuda que los anunciados brotes verdes que repite Zapatero. La Encuesta de Población Activa (EPA) del cuarto trimestre de 2009 arroja una cifra total de trabajadores/as que están en el paro en nuestro país de 4.326.500 personas, aumentando en más de 200.000 respecto del trimestre anterior y en más de 1.100.000 si lo comparamos con las cifras de hace un año.

Alternativa Social Anticapitalista (ASA)

Frente a esta situación el PCE plantea la necesidad de la Unidad de la Izquierda por una Alternativa Social Anticapitalista a la crisis (ASA). Esta Alternativa se plantea conscientes de que tiene que tener una dimensión europea, que debe empezar por reivindicar el valor del trabajo como base de la recuperación de la economía, como elemento generador de riqueza, frente a la especulación como base del enriquecimiento de unos pocos. Tenemos que dejar claro que nuestro objetivo es la creación de empleo y el desarrollo de un Estado en el que todo ser humano tenga plenos derechos sociales.

Para ello, -se plantea en la propuesta- es necesaria la lucha ideológica y cultural que recupere los valores de la solidaridad y lo colectivo como elementos para combatir la crisis, y que dignifique la actuación política desde la recuperación de la ética civil, de lo que llamamos democracia republicana. De forma significativa se hace un llamamiento a las fuerzas de la cultura para que se impliquen en esta batalla de las ideas para impedir que se imponga un pensamiento único que sustente la explotación y el colonialismo.

Frente a quienes plantean la salida de la crisis en función de la recuperación del beneficio empresarial, desde el PCE se valoraran los resultados de la política del Gobierno en función de la creación de empleo y del avance en los derechos sociales y laborales.

Por ello desde el PCE se plantea la necesidad de conseguir la máxima Unidad Social y Política en torno a una Alternativa Social Anticapitalista, con una propuesta que contiene algunos elementos básicos a desarrollar como el Pleno Empleo, para lo que es fundamental la apuesta por el empleo público; la universalización de los derechos sociales exigibles por ley; el desarrollo de los servicios públicos; una Banca pública; la participación de los trabajadores/as en la planificación de la economía y en el control de las empresas; una reforma fiscal que busque dinero para financiar la salida social de la crisis y lo busque donde realmente está, en manos de la banca y de los grandes capitales, que persiga el fraude fiscal y la economía sumergida; la apuesta por la defensa de un modelo de desarrollo sustentado en la sostenibilidad ambiental que parta del cambio de la política energética y reformas legales para frenar la corrupción, acabar con los paraísos fiscales y regenerar la vida política y empresarial.

De la misma forma, desde el PCE en la defensa de esta ASA planteamos la necesidad de acometer una serie de medidas en el corto plazo de carácter estructural (papel principal del ICO y de una banca pública), reforma fiscal contraria a la subida del IVA aprobada, y que aumente la progresividad de los impuestos directos, (Impuesto de Sociedades y el IRPF), frente a los indirectos (IVA), a la vez que pone de nuevo en marcha el Impuesto de Patrimonio. De igual forma debemos defender que las Cajas de Ahorros aplacen los desahucios para las familias que estén en paro.

En torno a esta Alternativa Social Anticapitalista (ASA), el PCE plantea organizar la movilización, con actividades para explicarla, desarrollarla y ampliarla en centros de trabajo, de estudio, en barrios y pueblos, para evitar que desde el sistema capitalista se proclame el fin de la crisis sin tener resuelto la situación de más de cuatro millones de parados/as. Desde la dirección del partido su permanente federal presentará un Plan de Actuación que desarrolle esta movilización.

[+] Más Información en este enlace

 
Recomienda esta web
Correo-e
PCE
Inicio | Favoritos | Contacto | Mapa | Ayuda | Afiliaciones | Lta Correo |
Optimizado a 800 x 600 pixeles