Secretaría de Comunicación
Secretaría de Comunicación >
 

Opinión/IU Asturias


¿Democracia o autocracia compartida?



Luis Felgueroso Palacios / 04 abr 07

Es muy difícil (por lo menos para mí) definir qué es democracia y que es autocracia. Desde el punto de vista teórico y la aplicación práctica, existen entre ambos conceptos unas contradicciones que nos obligan a profundizar analizando a las personas que defienden unos y otros postulados y que en el quehacer diario no se corresponden con sus discursos, por lo cual, crean grandes confusiones (con sus contradicciones) que pueden influir entre algunos ciudadanos. Diferente es para quienes llevan muchos años de militancia política y de convivencia en los movimientos sociales, conocedores, en cierta medida, de los métodos que algunas personas dedicadas a la «política» tratan de emplear para conseguir su objetivo político. Utilizan y se valen de los medios de comunicación para enturbiar la realidad de los hechos y trasmitir retóricas declaraciones que puedan entenderse como «puras verdades», pero son ¡falsas teorías!

Dicho esto, me llama la atención las declaraciones manifestadas por algunos dirigentes de IU de Asturias, en los medios de comunicación, haciendo unas descalificaciones sobre personas de su misma organización por el hecho de ejercer y practicar la elección democrática de sus candidatos para las elecciones municipales del próximo mes de mayo.

Hecha esta consideración, me resulta más sorprendente la resolución del consejo político de IU de Asturias en relación con la organización local de Oviedo, en la cual manifiesta, entre otros aspectos de dudosa práctica democrática, lo siguiente:

«En octubre de 2005 los concejales de IU de Asturias en el Ayuntamiento de Oviedo expresaron públicamente con el respaldo de su organización local su lacerante crítica a la decisión tomada por la organización política de IU de Asturias en Grado y su Ayuntamiento de aprobar la instalación de una subestación eléctrica en Santa Marina de Grado».

¿Qué pecado (yo me pregunto) han cometido quienes critican la instalación de una subestación eléctrica, que todos sabemos las consecuencias nocivas que tienen sus radiaciones electromagnéticas para la salud de las personas que habitan en sus cercanías? ¿Es que afiliados de IU de una localidad determinada no pueden criticar la mala gestión de un gobierno local de otra localidad por el hecho de ser de IU? ¿Es que van a ser expulsados de IU todos los militantes que censuran algunas de las políticas que practican sus representantes en el Gobierno regional? Por ejemplo: ¿cómo actuaron respecto a la elección de la señora Procuradora? ¿Sobre el cierre de Teleasturias? ¿El cierre de Menasa? ¿El caso de Cándido y Morala? ¿El hospital de parapléjicos? Y un etcétera.

La crítica, señores dirigentes de IU, es imprescindible como método de control y para evitar el anquilosamiento que pueden producir los aparatos burocráticos de los partidos. Se necesita buen oxígeno para una buena respiración. ¡Necesitamos democracia para que la crítica depure las administraciones que funcionan con procedimientos autocráticos!
Continúan censurando otras posiciones de IU de Oviedo que me parecen ilógicas e inmorales al utilizarlas para defenestrar a la organización de IU de Oviedo a través de una gestora y de esta manera evitar que quienes han salido elegidos democráticamente con gran mayoría en una asamblea democrática para las elecciones de mayo sean reemplazados caprichosamente e instalar personas afines al seguidismo político de los dirigentes de IU ubicados en los sillones del Principado, dicho con los mayores respetos.

Más adelante alegan contra la celebración del VIII Congreso del PCA, que es una medida que ha tenido una repercusión extraordinaria en los medios de comunicación y ha deteriorado gravemente la imagen externa de IU de Asturias y, por lo tanto, afecta muy negativamente las posibilidades electorales de la organización, culpando de ello a los militantes de IU de Oviedo encabezados por su coordinador. Este comentario merece el título de ¡esquizofrenia política!

Considero que, para bien de IU en Asturias, quienes más se deberían esforzar en resolver la difícil situación son sus dirigentes, y no a través de la autocracia y con amenazas propias de un sistema autoritario, como estamos viendo estos días en los medios de comunicación, sino con la tolerancia y la participación de todos sus militantes, como siempre se ha hecho en IU. Participación de todos sus militantes en las asambleas locales para elegir democráticamente a sus representantes. ¿Cuándo se ha admitido en IU que sus dirigentes impongan autoritariamente quiénes deben ir o no ir de candidatos en las listas municipales?

El periodista José Manuel Piñeiro, en la entrevista que le hace al coordinador de IU en Asturias y publicada el 1 de abril en LA NUEVA ESPAÑA, le pregunta entre otras cosas: «El congreso fue avalado por la decisión estatal del PCE». Jesús Iglesias contesta: «No reunió los requisitos mínimos para ser llamado congreso. Fue un cónclave cismático, una reunión de amigos... Otra cosa, pero no un congreso». El periodista replica: «Le pueden expulsar». Iglesias contesta: «Solo mi agrupación. Por lo que sé, no tienen intención alguna de hacerlo».
La pregunta que hay que hacerse es la siguiente: ¿por qué la agrupación del PCA-PCE donde milita el coordinador de IU es la soberana para decidir sobre su expulsión y no el congreso del PCE? ¿Y porque la asamblea de IU de Oviedo y las de otras localidades no son soberanas para decidir sobre la elección de sus candidatos? ¿No les parece una gran contradicción?

Es decir, lo que han decidido democráticamente las asambleas tienen que anularlo por el mandato de unos dirigentes impregnados de un espíritu poco democrático y exento de visión de futuro.

Luis Felgueroso Palacios, militante del PCA-PCE y de IU.

 
Recomienda esta web
Correo-e
PCE
Inicio | Favoritos | Contacto | Mapa | Ayuda | Afiliaciones | Lta Correo |
Optimizado a 800 x 600 pixeles