Federaciones
Inicio > Federaciones >
 

Madrid


Informe del Comité Ejecutivo del PCM


Partido Comunista de Madrid / 08 ene 08

1.- Fruto de nuestra debilidad, al no haber conseguido imponer una Asamblea Federal extraordinaria, acatamos el método de la consulta individual para la designación del o la cabeza de lista al Congreso de los Diputados por la circunscripción de Madrid para las elecciones generales de marzo. Más allá de las luces y las sombras que puede arrojar su resultado, ese proceso ha sido la consecuencia de un periodo en el que no hemos sabido aplicar la política del XVII Congreso ni administrar la mayoría que moral y políticamente ganó la VIII Asamblea Federal de IU y que, actualmente, nos sitúa como un Partido más débil y menos hegemónico en IU que en cualquier momento anterior de su historia.
El Partido es hoy la minoría de un proyecto que roza el mínimo electoral para obtener grupo parlamentario –mientras el porcentaje medio de la izquierda transformadora en Europa es el 10%- y en el que su núcleo interno dirigente está acrecentando su ofensiva anticomunista como estrategia para la ruptura.

2.- La consulta a las bases por el procedimiento menos político y democrático posible, ha sido extensiva, abusiva y antiestatutariamente interpretada por Llamazares y su cúpula dirigente más próxima, como aval de una deriva –anunciada en lo programático al día siguiente de conocerse sus resultados en los medios de comunicación, sin paso previo por órgano alguno- hacia un proyecto radical pequeño burgués, de dependencia respecto al PSOE como oposición constructiva e influyente, confederal con quien hay acuerdo y centralista contra las federaciones críticas, y basado fundamentalmente en el ecologismo insustancial y en la política de alianzas con los nacionalismos moderados. Un proyecto que prioriza derechos de ciudadanía y nuevos derechos –sobre algunos de los cuales la organización nunca ha debatido- desde una posición rayana en el lerrouxismo, al plantearse dichos derechos como conflictos aislados no presididos por la contradicción principal. Un programa que no apunta al socialismo del siglo XXI y que no puede ser nuestro programa, no sólo por su inutilidad para los trabajadores sino por su inoperancia ante las gentes que piensen en la necesidad de una alternativa real contra los abusos de un proceso de acumulación capitalista sin precedente administrado por el bipartidismo implacablemente neoliberal contra los intereses de la clase.
Reconociendo los elementos subjetivos que pesan hoy en la opinión pública, interesadamente no neutralizados por el PSOE en su deriva centrista y exacerbados por la ofensiva del PP, de la Iglesia católica y otros colectivos ideológicamente afines y la mayoría de los medios de comunicación, los comunistas, sin obsesionarnos por el PP y negando las políticas de derechas sea quien sea quien las practique, percibimos el fascismo más que latente frente al que no hay más contrapeso que el de siempre: el avance de la conciencia de clase hacia el conflicto social. El programa anunciado por la cúpula de IU no sirve ni para intentarlo en un momento en que la situación económica apunta hacia ese conflicto social.
Muchos esfuerzos, y urgentes, debemos hacer para introducir en ese programa elementos que convenzan a la mayoría de la gente de la necesidad y posibilidad del reparto de la riqueza, (reforma fiscal radicalmente progresiva, dignificación del trabajo como elemento central de las políticas, redistribución de la renta por vía salarial, un fuerte sistema empresarial público en los sectores estratégicos, servicios sociales públicos y de calidad que garanticen el mayor nivel de salario indirecto…) y de que para ello es imprescindible el perfeccionamiento y reforzamiento democrático en un necesario y natural horizonte republicano.
Si no somos capaces de que todo eso presida el programa de IU, especialmente lo primero, ¿con qué elementos vamos a hacer la campaña a fondo que nos reclama el informe del Comité Ejecutivo Federal del domingo 16 de diciembre? En un proyecto plural, el acuerdo debe producirse en el programa, además de en los métodos.
En lo orgánico, el modelo que va imponiendo en la práctica la cúpula de IU es el de un partido basado en la adscripción individual, sin organizaciones de base, sin Áreas de elaboración colectiva y con órganos de dirección blindados y sometido a los grupos institucionales. Tampoco es el los comunistas, que impulsamos hace 20 años el Movimiento Político y Social plural, alternativo, transformador; ni lo es, en coherencia, con la deriva del proyecto, la campaña personalista que se ha ideado (LlamaZar… Es…)

3.- El PCM, como acostumbra, no renuncia a la autocrítica ni a sus responsabilidades en la actual situación de la dirección del PCE, pero estamos en condiciones de afirmar que la gran mayoría de los votos obtenidos por Marga Sanz en Madrid, son votos de los comunistas madrileños organizados en torno al Partido y su política. Del boicot a los debates que propugnamos en las Asambleas de IU-CM deben responder otros camaradas con carné que no se cohesionan con la política del PCE y del PCM.
En todo caso, somos conscientes de la importancia de esta Federación no sólo, como indica el mencionado Informe del Cté Ejecutivo Federal, para defender la presencia comunista en el posible grupo parlamentario de IU, sino por la necesidad de, en un momento de tanta incertidumbre presidido por una evidente estrategia rupturista, intentar alianzas programáticas y estratégicas para la recomposición del proyecto. Por ello, siguiendo la estrategia marcada por la dirección federal, hemos intentado un acercamiento con la mayoría de IU-CM para situar a esta federación en condiciones de llevar al Parlamento uno o dos diputados/as capaces de contrarrestar y corregir lo que puede esperarse de un grupo homogenizado por las posiciones que rechazamos. No sólo no ha sido posible, sino que todo indica que, desde la dirección de IU-CM, bajo la apariencia de una organización soberana y equidistante, se va a presentar una candidatura para los puestos dos, tres y sucesivos por Madrid, de compañeros/as que, no sólo no garantizan dicha corrección sino que, si son elegidos por los/as madrileños/as, reforzarán la deriva del grupo parlamentario y su influencia en una IU que no deseamos.

4.- La Presidencia Ejecutiva Federal de IU del 18 de diciembre ha supuesto un golpe de mano del llamazarismo, sus estrategias de dependencia respecto al PSOE y un acelerón para la ruptura del proyecto. Se ha expulsado de la dirección permanente de IU a dos de sus miembros y provocado la dimisión de otro; se impone al País Valencìa un proceso de primarias, nuevamente como consulta postal sin garantías democráticas) después de que EUPV ha adoptado soberanamente sus decisiones que ahora se pretenden vulnerar; se plantea una intervención inmediata en los censos de Andalucía y se ha justificado espuriamente el voto a favor de los Presupuestos Generales del Estado.

Los firmantes de una resolución alternativa a la presentada para perpetrar tales atropellos, a la que se ha sumado el Coordinador de Castilla-La Mancha, hemos rechazado participar en la votación haciendo un llamamiento previo a la cordura de una organización presuntamente plural, que no ha sido atendido, y hemos decidido exigir la convocatoria de un Consejo Político Federal antes de la Convención Programática, para la restauración de la legitimidad en IU.

En la Presidencia Ejecutiva ha sido notoria la ausencia del Coordinador de IU-CM y de posición por parte de esta Federación. Debemos pensar que ello supone la tranquilidad censal y la no intervención en Madrid; esto es, un pacto con Llamazares en la línea de lo denunciado en el punto anterior y confirmado en la candidatura que va a defender la dirección de IU-CM: un afiliado de Madrid, pero que pretenden presentar como independiente, para número dos y una compañera históricamente llamazarista, como número tres.

5.- Por todo ello, en el convencimiento de que servirá para reforzar nuestras posiciones y las de todos/as los/as que comparten nuestra visión crítica para la recomposición del proyecto, esta dirección Permanente del PCM ha propugnado un proceso de primarias que garantice el debate y la votación democrática en todas las Asambleas de IU-CM para la elección de los candidatos/as madrileños/as al Congreso de los Diputados, cuyos resultados deberían ser posteriormente ratificados por el Consejo Político Regional. Tan legítima y estatutaria pretensión ha sido rechazada. No cabe, por tanto, sino al elección de una candidatura alternativa por parte de quienes compartimos una visión lealmente renovadora de IU, entorno a lo que representó y sigue representando la opinión defendida por Marga Sanz para su contraste con muchos miembros del Consejo Político de IU-CM que no están dispuestos a asumir la propuesta de su dirección. A tales efectos debe convocarse sin dilación una reunión de los miembros de dicho Consejo que comparten nuestra política, ampliado a todos aquellos que quieran acompañarnos en el afán de una IU-CM y de IU más democrática, más federal y más útil para los intereses de la mayoría social.

6.- Este Comité ejecutivo resuelve felicitar a los trabajadores de la limpieza del Metro de Madrid por el éxito de su lucha que es un ejemplo para el conjunto de la clase trabajadora, que desmonta la manipulación de los medios de comunicación y que ha supuesto la consecución de sus justos objetivos, entre otros el fundamental de las 35 horas para el 2010.

 
Recomienda esta web
Correo-e
PCE
Inicio | Favoritos | Contacto | Mapa | Ayuda | Afiliaciones | Lta Correo |
Optimizado a 800 x 600 pixeles