Federaciones
Inicio > Federaciones >
 

Denuncia actos neonazis en Aragón


La Juventud Comunista denuncia la permisividad, una vez más, del Delegado del Gobierno con los actos neonazis de este fin de semana en Zaragoza


Juventud Comunista de Aragón / 19 nov 07

Zaragoza - La Juventud Comunista denuncia la permisividad, una vez más, del Delegado de Gobierno con los actos neonazis de este fin de semana en Zaragoza. A la vez que pedimos la dimisión de Javier Fernández, y el fin de este estado de sitio al que tiene sometido la ciudad de Zaragoza, salvo cuando se trata de actos neonazis.

Una vez más el Delegado del Gobierno, Javier Fernández, ha permitido la celebración de actos racistas, xenófobos y de ideología neonazi en la ciudad de Zaragoza.

El Lunes 12, el Delegado del Gobierno en Aragón, Javier Fernández, declaró que no autorizaría ningún tipo de acto de grupos de ideología "antidemocrática, xenófoba o racista". Pese a ello, los nazis pudieron celebrar varios conciertos, una ofrenda floral en el cementerio de Torrero y campar a sus anchas por la ciudad durante todo el fin de semana.

El Delegado de Gobierno mintió, dijo que no permitiría ningún acto nazi en Zaragoza, y sin embargo, éste ha sido el fin de semana donde mayor número de actos nazis se han celebrado en la ciudad de Zaragoza. Dos conciertos, una ofrenda floral y un conato de concentración en el parque grande.
Mientras, la manifestación contra el racismo, la xenofobia y la violencia neonazi, era escoltada milimétricamente por decenas de agentes antidisturbios y una decena de furgones policiales. La manifestación antifascista terminó en las puertas del cementerio, pues la Delegación de Gobierno prohibió un homenaje a los asesinados por el fascismo que los antifascistas tenían preparado dentro del cementerio. La Delegación del Gobierno notificó que la manifestación debería acabar en la puerta del cementerio diciendo textualmente del cementerio de Torrero “se trata de un espacio adscrito de forma permanente a un servicio público vinculado y reservado a actividades mortuorias.”

La sorpresa llegó cuando la policía permitió a varios neonazis ataviados con coronas de difunto entrar al cementerio e impidió la entrada de los antifascistas e incluso a los periodistas que cubrían la manifestación, con el fin de que no constatarán la permisividad del Delegado con los neonazis.

La Juventud Comunista considera esta actuación como la gota que colma el vaso, ya no solo de la permisividad del Delegado del Gobierno con los neonazis, si no de la doble vara de medir del Delegado del Gobierno según sean, neonazis o movimientos sociales y grupos de izquierda.

Por todo ello, la Juventud Comunista en Aragón (JCA-UJCE) pedimos la dimisión del Delegado del Gobierno, Javier Fernández, y el fin de este estado de sitio al que tiene sometido la ciudad de Zaragoza, salvo cuando se trata de actos neonazis.

 
Recomienda esta web
Correo-e
PCE
Inicio | Favoritos | Contacto | Mapa | Ayuda | Afiliaciones | Lta Correo |
Optimizado a 800 x 600 pixeles